jueves, 24 de mayo de 2018

Entrevista a 'Un Tío Blanco Hetero'

Este youtuber acaba de estrenar un canal que está revolviendo en sus asientos a las feministas, entre otros colectivos.
ENLACE A SU CANAL AQUÍ

Su estética, chaqueta deportiva con capucha, disfraz de látex blanco y gafas de sol, acompañado de un discurso mordaz y locuaz, cargado de datos y cifras, y además con gran sentido del humor, está causando un gran impacto en redes sociales.

De hecho, en apenas tres meses ha conseguido 40.000 suscriptores, y subiendo.




¿Por qué Un Tío Blanco Hetero?
Realmente, es una burla. Estaba harto de que me dijeran que no podía opinar de ciertos temas relacionados con el feminismo porque "era un hombre". Tampoco podía tener mis ideas propias sobre el racismo porque "como era blanco", y ni mucho menos conversar sobre identidad sexual porque "era hetero". Por lo tanto, si ser un hombre, blanco y heterosexual es lo que me va a definir, si las políticas identitarias son las que van a discriminar tu parecer, pues yo lo reivindico de esta forma humorística defendiéndome así de estos insultos basados en el género y sin lógica alguna.

¿Quién está detrás?
Ahora mismo no quiero revelar mi identidad porque eso no importa. Mi "contradiscurso" planta cara al pensamiento totalitario. No quiero que me juzguen por quién soy, sino por lo que digo. No es por miedo ni cobardía, ni mucho menos. Sé que desde el diario Público están buscando sacar mi identidad y saldrá dentro de poco. Me da igual. ¿Qué les va a aportar mi cara? No me parece que mostrar el rostro haga que cambie lo que digo.

Voy a seguir caracterizándome y montando mis vídeos aunque desvelen quién soy. De momento, vivo de mis ahorros y me dedico por entero a esto. Estoy haciendo una cuenta en Patreon con contenido exclusivo para mecenas suscriptores porque los ahorros se acaban y de algo tengo que comer y pagar el alquiler de mi casa si quiero seguir dedicándome a esto. Youtube, por ahora, no me paga nada porque aún están revisando mi perfil.

Estaba harto de que me dijeran que no podía opinar sobre el feminismo porque era un hombre


¿Por qué te has metido "en este lío"?
Estuve estudiando dos años en Canadá y tras ver cómo los movimientos feministas radicales imponían su ideología supremacista de género y polarizaban la sociedad norteamericana, me dije que algo tenía que decir o hacer. Cuando vi que todo este pensamiento totalitario se importó a España y copó la política, instituciones y medios de comunicación, decidí abrir el canal de Youtube. La sociedad española está cada vez más polarizada como la de Estados Unidos y quise criticar a los iconos del feminismo, la cultura de la ofensa y su inaceptable contenido.


Estás teniendo mucho éxito. ¿Crees que el contenido del feminismo actual está encontrando opositores que no se callan?
Por supuesto. El feminismo de ahora es una moda, está en la cresta de la ola, pero no va a triunfar. El problema es todo lo que se van a llevar por delante en el camino. La gente ya está harta de su discurso de odio hacia el varón o hembra que no opine como ellos. Dividen entre oprimidos y opresores. La burguesía que antes era el problema es ahora el hombre, y el proletariado la mujer y los hijos. Aplican el neomarxismo así.

Son gente que viene a decirte cómo debes relacionarte con tu pareja, tus amigos, tu entorno. Uno de mis referentes americanos, Jordan Peterson, habla de ellos como perfiles hipersensibles que apelan a las identidades de cada uno utilizándolas como escudo o como arma arrojadiza a su antojo. Pero ya no cuela tanto. A mí me siguen gays, transexuales y gente de izquierdas que me apoyan y se identifican con mi exposición, y esto está incomodando a muchos.

Mi contradiscurso planta cara al pensamiento totalitario.

Has logrado que empaticen con tus ideas perfiles de todo tipo. ¿Qué consejos darías para combatir el correctismo, por ejemplo, en una conversación de amigos?
Tenemos que arriesgarnos a ser ofensivos. En un debate con temas de cierta trascendencia es imposible no herir alguna sensibilidad. Lo que pretenden políticos como Irene Montero es legislar la opinión cuando dice que "lo personal es político". Es una locura.

Criticas a la actriz feminista Leticia Dolera, a los hombres aliados feministas, hablas de ofendidos profesionales y de sus lecciones morales. ¿Acaso está afectando esta ideología posmoderna a las relaciones entre hombres y mujeres?
Claro que está afectando. Los hombres ya tienen miedo de entrar en un calabozo siendo inocentes. Se está jugando con la presunción de inocencia, lo hemos visto en el caso de la Manadao las acusaciones públicas de presuntos acosos sexuales y violaciones del movimiento #MeToo. En España, Leticia Dolera es una idiota útil, es como Emma Watson en Estados Unidos, pero en versión tonta. Hay un lesbianismo político que desea castrar al hombre por el mero hecho de serlo. Las califico como las neomonjas. Han puesto de moda la peligrosa religión de que todo es acoso y abuso hacia la hembra.

La burguesía que antes era el problema es hoy el hombre, y el proletariado, la mujer. Aplican el neomarxismo.


¿Y los hombres que apoyan el discurso feminista?
Son los aliados. Han perdido toda esencia como varón. Alberto Garzón o Nacho Escolar son un buen ejemplo de ello. ¿En qué cabeza cabe que digan que hay que hablar de una sana presunción de culpabilidad por ser hombres? Están comprando un discurso que los discrimina y condena por su género. Ha pasado con el presentador Dani Mateo, el humorista Castelo o el cantante Izal.


¿Qué buscan realmente estos varones?
La validación femenina. Se alían y quieren la aprobación del sexo opuesto, algo muy instintivo y biológico. Buscan su beneplácito y admiración vendiendo su alma al diablo. Y lo peor es que en el fondo, muchos son realmente machistas y retrógrados, pero nunca lo dirán.

¿Por qué son tan peligrosos estos movimientos?
Han llegado a las instituciones, manejan millones de euros de los ciudadanos. Someten a la opinión pública, y lo peor de todo es que estas feministas no creen en la Justicia porque dicen que es patriarcal. Lo hemos visto en el caso de la Manada. Desafían a los propios magistrados y, como consecuencia, al Estado de derecho.

Hay un lesbianismo político que desea castrar al hombre por el mero hecho de serlo. Son las neomonjas.

En vista del panorama, ¿habrá 'Tío Blanco Hetero' para rato?
Sí, no tengo pensado dejar de hacer vídeos.

Tus seguidores están preocupados por si este verano te asfixias con el traje...
(Risas) Pondré el aire acondicionado al máximo y el ventilador. Que no se preocupen porque voy a estar siempre que me dejen.


EXTRAÍDO DE: https://www.libremercado.com/2018-05-22/un-tio-blanco-hetero-el-nuevo-azote-de-las-feministas-la-gente-ya-esta-harta-1276619143/amp.html?__twitter_impression=true

martes, 22 de mayo de 2018

Féminas nacionalistas en Jewtube

Hoy os traemos otra recomendación. Otro canal nacionalista con la particularidad de que es una voz femenina la que habla. 

Lleva tan solo 2 meses en Jewtube y la calidad de sus vídeos es brutal. Todas sus afirmaciones refrendadas con noticias y datos objetivos.

Sin duda, un canal a seguir muy de cerca. Se llama HISPANIA ETERNA.

Aquí os dejo su último vídeo por si no lo conocéis:



¡Esperemos que Hispania Eterna sea la nueva Evalion!

¿Y quien es Evalion? os preguntaréis algunos. Es una ex-youtuber canadiense. Os recomendaría su canal, pero los "tolerantes" de Jewtube se lo borraron. Sus vídeos se hicieron tan populares, que la censura contra ella fue demoledora.

Por suerte, Alerta Judiada consiguió rescatar uno de sus más famosos vídeos, y lo tradujo al español. Os le dejo por aquí para que la conozcáis también:



https://www.lainformacion.com/mundo/Expulsada-YouTube-cumpleanos-Hitler-Canada_0_918808675.html

jueves, 17 de mayo de 2018

¿Qué requisitos debería tener un nacionalista 'premium'?

A mi juicio, un nacionalista 'premium' debería cumplir estos 3 requisitos:


  • Ser buen comunicador. Es decir, tener buena oratoria y estar bien formado para poder argumentar de manera contundente y precisa. Tener carisma. 
  • Dar la cara. Es decir, no tener miedos de exponerse al público. La gente quiere ver el careto de quien le está hablando.
    Primero, por una cuestión de imagen. Para hacer política, es imprescindible que sepan quién eres, que te vean como alguien cercano. Por eso las campañas de los partidos políticos, que saben mucho de imagen, son tan personalistas.

    Segundo, de la misma manera que un vídeo engancha más que un artículo o un audio, un vídeo donde se le vea la cara al que habla engancha mucho más que si no se le ve. Tenemos el ejemplo de los "grandes youtubers" tipo Rubius o Auronplay, quienes deben gran parte de su éxito a su imagen.
    Basta con ver la difusión de los vídeos de cualquier paleto de pueblo hablando de X tema, que a veces se hacen virales. En cambio, ni el mejor de los artículos tiene esa difusión.
  • Ser un alfa. Ser un intelectual está muy bien, pero a parte de la mente hay que cultivar el cuerpo. Es decir, un nacionalista debe hacer ejercicio y saber defenderse. Lo que viene siendo levantar pesas, etc, y practicar artes marciales. No para agredir a nadie, pero debemos estar preparados para lo que sea.
    Por supuesto, debe llevar una vida lo más sana posible, y taxativamente debe ser un ejemplo a seguir en cuanto al rechazo a las drogas se refiere.
Está claro que cumplir los 3 requisitos, ni es fácil, ni ha de ser obligatorio. Cada uno es cómo es, ni mejor ni peor. Cada uno vale para una cosa, unos para escribir artículos, otros para hablar, otros para editar vídeos, otros para pegar carteles, otros para hacer de seguridad, etc. Todos somos válidos y tenemos el mismo fin, la lucha social y nacional. No obstante, todos deberíamos hacer un esfuerzo en analizar en qué podemos mejorar para acercarnos a ese ideal de 'nacionalista premium' y ayudar en todo lo posible a la causa.

Desde Valladolid Disidente les recomendamos seguir a este joven nacionalista sueco, que cuenta con 77.000 subscriptores en Youtube y es toda una sensación en Suecia.


Imagen relacionada
The Golden One: nacionalista sueco 
Parece una bobada pero Youtube tiene un tirón tremendo si se sabe aprovechar bien y, por suerte o por desgracia, se llega a más gente con un vídeo viral que con el mejor de los artículos.

En definitiva, recomiendo el canal de este sueco porque es un tío que sube vídeos hablando de política en clave de tercera posición, de entrenamientos de artes marciales, de entrenamientos de gimnasio, de salidas a la naturaleza...

Yo creo que es un ejemplo a seguir y sería bueno que en España surgiera alguien así. Quizás haya camaradas que cumplan estos requisitos, no lo sé, pero deben dar el paso a ser conocidos en internet.

Les dejo un vídeo suyo para que le conozcan un poco:



Bueno, por si a alguno no le quedó claro, aquí va otro ejemplo de alguien más conocido:

ILIAS KASIDIARIS

Para finalizar, no quería dejar pasar la oportunidad de recomendarles tres youtubers españoles de ideas nacionales: Dark Celtic, Alonso DM y Un Tío Blanco Hetero. Si no los conocían, tienen sus enlaces en la página inicial de este blog, en la parte derecha.

miércoles, 16 de mayo de 2018

Musulmanes agreden brutalmente a un anciano y a su hijo por beber cerveza en la calle. (VÍDEO)

Un padre y su hijo fueron brutalmente agredidos mientras se tomaban una cerveza en la terraza de un kebab, en frente de un restaurante de comida halal.


Acabaron en el hospital tras ser golpeados con mesas y sillas por parte de un grupo de musulmanes que no vio con buenos ojos que tomaran alcohol.

Los hechos ocurrieron ende la ciudad belga de Amberes este domingo 13 de mayo de 2018.

martes, 27 de febrero de 2018

Actos falangistas este fin de semana en Valladolid

Desde Valladolid Disidente nos complace informarles de los actos patriotas de varias organizaciones que tendrán lugar este sábado 3 de Marzo y domingo 4 de Marzo en la capital vallisoletana.

El sábado por la tarde, a las 18:00 en el Hotel Felipe IV (Calle Gamazo,16) tendrá lugar una presentación de un libro sobre la figura de RAMIRO LEDESMA RAMOS.


Y el domingo 4 de Marzo, con motivo del aniversario de la fusión de FALANGE y las JONS (en 1934 en el Teatro Calderón de Valladolid), la HERMANDAD DE LA VIEJA GUARDIA DE VALLADOLID organiza los siguientes actos conmemorativos:

  • 12:30.- Acto ante el mausoleo de ONÉSIMO REDONDO, caudillo de Castilla.
  • 14:30.- Comida de Hermandad (más información por privado).

jueves, 22 de febrero de 2018

23-F: autogolpe inspirado por el Rey Juan Carlos

Quiere la leyenda que el 23 de febrero de 1981, un grupo de guardias civiles –añorantes del franquismo- tomaron el Congreso al asalto, secuestraron a los diputados con el fin de imponer un régimen dictatorial y, tras unas horas ocupando el hemiciclo, depusieron su actitud y las armas gracias a la división entre los militares y la tajante orden del rey de que estos mantuviesen el orden constitucional. Y que así se frustró la intentona involucionista.

Cuatro días después, el 27 de febrero, el pueblo español se echaba a la calle en defensa de “la libertad, la democracia y la Constitución” en una manifestación, ciertamente multitudinaria, para la que los partidos políticos movilizaron hasta el último de sus afiliados.

A lo largo de las dos largas décadas que siguieron al 23 F, se asentó tal "versión oficial" de aquella histórica jornada, consagrada no a la verdad histórica, sino a la conveniencia política. Porque la verdad es muy otra.

El 23-F, digámoslo ya, fue un autogolpe. Una maniobra para fortalecer el sistema, no para acabar con él. Un golpe para rectificar el régimen -un golpe de “timón”, como se venía diciendo desde distintos ámbitos – no para sustituirlo. Pero ¿por qué?


El proceso de transicion estaba en un punto muy peligroso; el separatismo crecía y las autonomías no solo no habían encauzado las ansias particularistas de algunos, sino que las habían desatado.

Los gobiernos centristas eran muy débiles, y el partido que los sustentaba estaba resquebrajado y sin dirección, pese a que el propio monarca se había implicado en su mantenimiento (el rey había recabado apoyo económico para la UCD entre las monarquías del Golfo).

La situación en materia terrorista era desesperante: en 1980, ETA había asesinado casi a un centenar de personas, en su inmensa mayoría policías y militares. En medios políticos que comprendían al PSOE –y hasta a algunos comunistas- se hablaba abiertamente de la necesidad de un gobierno de concentración e incluso del general Armada como cabeza del mismo.

El malestar castrense no se debía únicamente al terrorismo y a la impotencia gubernamental para ponerle coto. Su origen hay que buscarlo en la traición de un Suárez que les había prometido no legalizar jamás el PCE.

Corría septiembre de 1976. El presidente había empeñado solemnemente su palabra ante el vicepresidente para la defensa, ante los tres ministros militares, ante el jefe de Estado Mayor Central, ante los capitanes generales y ante unos treinta almirantes y generales.

En abril de 1977, la traición del presidente a su promesa –felonía inconcebible para un militar- produjo en gran parte de este estamento un sentimiento de repulsión hacia Suárez que jamás le abandonaría.

La izquierda, hasta ese momento, mostraba una notable falta de entusiasmo por la apertura política. Aunque en 1976-1977 los grupos de izquierda argüían no apoyarla por desconfiar de que el gobierno de Franco fuese sincero en sus propósitos aperturistas, la realidad era exactamente la contraria: la izquierda se oponía a la reforma política –propugnando la ruptura- precisamente porque lo que temían no es que los franquistas no trajesen la democracia, sino que la trajesen.

Pero el apoyo masivo que la poblacion dio al referéndum convocado para el 15 de diciembre de 1976 por el gobierno franquista le hizo replantearse la estrategia. Incapaz de hacer frente al proceso democratizador, resultaba más práctico sumarse a él y capitalizarlo.

Y hasta tal punto lo consiguieron que, apenas una década más tarde, habían logrado consagrar como versión canónica aquella que hacía a la izquierda protagonista casi en exclusiva de la tan cacareada “transicion a la democracia”, mientras la derecha había desempeñado un papel meramente retardatario, con un franquismo intentando hacer naufragar por todos los mediosel imparable avance hacia la libertad.

En ese relato, la democracia estaba manchada por un pecado original imborrable, que era el de su procedencia franquista, algo que la izquierda ha tenido muy presente hasta el día de hoy.


La creación de un mito


Esa fue la razón por la que se apropió del 23-F y expandió la versión de que ese día nació la democracia. La imagen del pueblo manifestándose en defensa de las libertades democráticas contra un golpe de estado franquista, se corresponde mejor que nada con la idea de ruptura: los franquistas habían tratado de torpedear la incipiente democracia – y qué mejor imagen que la de un tricornio recortándose contra el fondo de un parlamento, pistola en mano- de modo que no podían ser quienes la hubiesen traído.

De este modo, se creaba un mito, el del 23-F: el mito de una sociedad moderna que se rebelaba contra la dominación de un grupo antidemocrático.

España encontraba su versión de la resistencia contra la tiranía, como Europa había encontrado la suya durante la II Guerra Mundial. Al frente de los heroicos resistentes, el monarca, los partidos, los medios.

Se erigía, así, el mito de un rey dispuesto a jugárselo todo por la democracia, de unos partidos que salían a la calle en defensa de las libertades y de unos medios rayanos en el heroísmo. El 23-F se convirtió en el acontecimiento histórico que bautizaba el régimen español y le lavaba de su pecado original.

Pero lo cierto es que la llamada ultraderecha nada tuvo que ver con aquello. Ninguna de las organizaciones de esa significación estuvo en la trama, ni fue requerida en modo alguno para participar del golpe ni en los sucesos que fuesen a acontecer más tarde.

Sólo Juan García Carrés –antiguo sindicalista del vertical y falangista, pero sin ninguna responsabilidad política en organización alguna – estuvo implicado, pero lo estuvo por su amistad personal con Tejero, no en su condición ideológica y mucho menos por su dependencia orgánica de ningún partido político.

El verdadero golpe del 23-F fue diseñado por los aparatos del Estado, por el CESID. Estuvieron implicados en su gestación los partidos políticos (desde Fraga hasta Ramón Tamames, de Alianza Popular hasta el PCE y, sobre todo, el PSOE), la Corona y el ejército.

Pero quienes lo ejecutaron fueron el comandante Cortina y el teniente coronel Calderón;dirigentes ambos del CESID y justificadamente tenidos por demócratas no lejanos a la progresista UMD (Unión Militar Democrática).

Cortina y Calderón utilizaron a militares decididos y resueltos que, como la inmensa mayoría de los militares en 1981, conservaban una incuestionable lealtad a Franco que habían transferido al monarca por orden expresa del Caudillo. Eso permitió mantener la falacia del carácter ultra del 23-F.

De modo que el golpe nunca fue para reinstaurar el franquismo, algo que hubiera sido absurdo, sino para reformar el incipiente sistema que se había salido del cauce previsto; para “reconducirlo”, en la terminología de Juan Carlos I.

Por eso no tiene nada de casual que la “reconducción” se pusiera en manos de dos generales de intachables antecedentes monárquicos, Armada y Milans del Bosch. Años más tarde, Suárez llegó a publicar que “lo que Armada quería realizar era constitucional”. Y tanto.

Otro de los objetivos del 23-F era el de adelantarse al llamado “golpe de los coroneles”,fraguado en el entorno del coronel San Martín, ya en marcha y con el que convergería. Lo que se auspiciaba desde las instituciones y organismos del sistema era un golpe a la francesa (“Operación De Gaulle” se llamó a lo del CESID) a favor del sistema para evitar una salida a la turca –tres golpes en veinte años-, en su contra, que se podría ensayar para la primavera. Lo cual ha contribuido enormemente a la confusión que desde entonces ha producido el 23-F.

Si el golpe fracasó fue porque el teniente coronel Tejero, que hasta entonces había sido utilizado por los servicios de información para la toma del Congreso, se sintió engañado –porque lo había sido- y no quiso participar en una farsa que había de desembocar en un gobierno presidido por un militar pero que incorporaba destacados miembros de los partidos de izquierda.

Y porque Armada no se personó en La Zarzuela, la División Acorazada no llegó a sacar los tanques gracias a los militares franquistas -aunque sí ocupó TVE- y porque la imagen del parlamento secuestrado, en el que se habían producido unos tiros y unos penosos empujones,no fue la mejor propaganda para la causa.

El fracaso del golpe hizo que el CESID pusiera en marcha la idea de que había sido un golpe ultraderechista, en lo que constituye una de las grandes mentiras de la democracia española.

Una mentira secundada por la profesión periodística que, con honrosas excepciones, no solo no cuestionó dicha versión, sino que elaboró una larga serie de mendaces justificaciones al efecto. Al fin y al cabo ¿quién iba a mover un músculo por una pandilla de golpistas de extrema derecha?

Mientras, el comandante Cortina subió en el escalafón, Armada fue indultado y, sobre todo, el Rey ganó una indisputada aura de legitimidad, la democracia se consolidó y los partidos se hicieron con el control de la sociedad. Que, en definitiva, era lo que se trataba.

Fernando Paz.

FUENTE: https://www.actuall.com/criterio/democracia/23f-35-anos-despues/

domingo, 7 de enero de 2018

El etnocidio europeo

Sin duda alguna, Pedro Varela, ese librero e historiador proscrito por el sistema y condenado a prisión por el simple hecho de vender libros se ha convertido en un referente en todos los sentidos en el mundo de habla hispana. Un intelectual con todas las letras y un orador como pocos en España y no como esos pseudointelectuales de izquierdas o liberales que se han vendido al poder.

Desde este humilde blog nacionalista queremos recomendar encarecidamente todos sus vídeos y difundirlos por todos los medios a nuestro alcance ya que a muchos compatriotas que todavía tienen una venda en los ojos, se les caería automáticamente o por lo menos les haría recapacitar.

Como dice el vídeo, los europeos tenemos un problema muy serio y el tiempo corre en nuestra contra. Debemos ser parte de la solución y no quedarnos de brazos cruzados viendo como nuestra cultura y nuestra gente van desapareciendo poco a poco. Y esa solución pasa por formarnos y ser una élite cultural y un ejemplo capaz de convencer a una masa importante de nuestros compatriotas para ser capaces de acometer cambios radicales en la sociedad en la que vivimos y evitar que nuestra gran civilización pase a la historia.