miércoles, 8 de abril de 2015

IMPORTANTE VICTORIA JURÍDICA DE DEMOCRACIA NACIONAL.

Nos ha sido notificado el Decreto de la Fiscalía Provincial de Valencia (Sección de Tutela de la Igualdad y contra la Discriminación) por la que el pasado 30 de marzo la citada Fiscalía procedió al ARCHIVO de las Diligencias de Investigación nº 1/2015, (las primeras Diligencias de Investigación abiertas este año por delitos de carácter político).

El Decreto de la Fiscalía de Valencia constituye una importante victoria jurídica para Democracia Nacional, y un motivo de felicitación para nuestro Letrado, Luis Zapater Espí, quien preparó un escrito solicitando la NULIDAD y el archivo de las actuaciones abiertas en Fiscalía, (y subsidiariamente la declaración en Fiscalía del Jefe de la Brigada de Información de la Policía Nacional), escrito inapelable de 10 páginas en el que alegaba que las Diligencias de la Fiscalía eran nulas de pleno derecho por haberse iniciado una investigación policial general sobre un partido político sin haber contra éste proceso abierto de ilegalización, a la vez que afirmaba que los hechos investigados carecían de relevancia penal, pues como declaró nuestro Presidente ante la misma Fiscalía, los carteles en los que se leía el lema “STOP A LA ISLAMIZACIÓN DE EUROPA” solo pretendían denunciar “la política de islamización por la que los musulmanes tratan de imponer su credo en las sociedades occidentales”, política que por desgracia está siendo apoyada con fondos públicos, de manera que se estaba actuando contra la libertad de expresión en materia de políticas públicas.

El escrito del Dr. Zapater también mostraba la asimetría penal existente en la Administración de Justicia española, consistente en la impunidad con la que actúan las organizaciones de izquierda para interrumpir el culto católico en las capillas universitarias mientras se persigue penalmente a todos aquellos que denuncien públicamente la política de Islamización o critiquen algunos aspectos de esa religión.

Este hecho pone de manifiesto la gran verdad de nuestro Presidente, Manuel Canduela, cuando dice que en política el éxito solo viene de persistir, y en nuestro caso, de resistir, resistir, y resistir. El Dr. Zapater llevaba un año peleando los casos más importantes de DN, y hasta ahora los resultados habían sido decepcionantes porque las autoridades se negaban a atender a nuestras razones, aunque el Derecho estuviera de nuestra parte.

El caso más sonado fue la querella contra el Diputado de Izquierda Unida, Víctor Tormo, cuando el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana se negó a acordar su procesamiento contra todas las evidencias presentadas, incluyendo la grabación de la manifestación ilegal y violenta en la que participó el citado Diputado contra la conferencia sobre la Ley de Violencia de Género dada en Castellón el sábado 20 de septiembre de 2014. Pues bien, en aquella ocasión, la flor y nata de los juristas valencianos (algunos de ellos Catedráticos de Derecho Procesal) argumentaron entre otras razones, que no podía ser procesado el Diputado porque las grabación aportada a la Sala no se oía, pese a que se aportaron 10 copias de la misma que habían sido testadas. Considerando que el archivo de la querella contra Tormo suponía una vulneración del artículo 24 de la Constitución Española de 1978, -que consagra el derecho a la tutela judicial efectiva-, Zapater presentó un Recurso de Súplica impecable (tanto que el mismo Tribunal al que iba dirigido reconoció que estaba muy bien fundado, pero no le dieron la razón), contra el Auto de archivo del TSJ de la Comunidad Valenciana nº 88/14 (menudo numerito el del Auto, por cierto).

A lo largo de los veinte años de existencia de DN hemos sido tratados por las autoridades como una banda criminal, recibiendo en ocasiones un trato que no se dispensa ni a los etarras (quienes precisamente ahora van a ser reinsertados por el Gobierno Vasco con el “premio” de un empleo fijo). A partir de este momento la Brigada de Información de la Policía, las Fiscalías llamadas “de los delitos del odio”, los Jueces progresistas y los abogados de las ONGs anti-patriotas deberán medir muy bien sus pasos contra DN, porque somos un partido que actúa dentro de la legalidad y tenemos los medios adecuados para que se reconozcan nuestros derechos ciudadanos; no vamos a consentir en adelante el tratamiento de parias que ha pretendido con nosotros este sistema que se autodenomina “democrático”. Y el aviso va también contra ciertos periodistas para los que somos una “banda de navajeros”, algunos de los cuales tienen la sinvergonzonería de autoproclamarse la “voz de los patriotas”.

Luis Mateos de Vega.
Secretario General de DN


http://democracianacional.org/dn/importante-victoria-juridica-de-democracia-nacional/

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.