sábado, 2 de abril de 2016

DN Valladolid con los trabajadores de Lauki. ¡STOP DESINDUSTRIALIZACIÓN!

El jueves 31 de marzo desde las 8:30 hasta las 10:00 de la mañana, una decena de militantes de DN se han sobrepuesto al frío (3º pucelanos) y la lluvia, y han apoyado la concentración de protesta contra el cierre de la fábrica de lácteos Lauki. Han desplegado una gran pancarta en la que se podía leer: NO AL CIERRE DE LAUKI
También repartieron entre los asistentes y viandantes panfletos informativos con el siguiente texto:

SI QUIEREN VENDERLA AQUÍ, QUE LA PRODUZCAN AQUÍ


Lactalis, la multinacional del sector lácteo propietaria de la marca Lauki, ha anunciado el cierre de la fábrica vallisoletana de Lauki. Esto supondría el despido de los 86 trabajadores de la fábrica, los cuales tienen una media de 47 años y llevan trabajando 20 años en Lauki.

La multinacional Lactalis alega “la baja producción”, sin embargo se obvia por completo el hecho de que han ido trasladando maquinaria a otras fábricas y reduciendo la plantilla.

Lactalis también es propietaria de Puleva, President, Ram, Galbani y Gran Capitán, etc. Las grandes multinacionales han ido comprando empresas más pequeñas. Y después de comprarlas, va desmantelándolas progresivamente hasta cerrarlas, como sucede ahora. De esta manera se quedan con la cuota de mercado, es decir con los consumidores.

Cerrarían la fábrica de Lauki (o lo que es lo mismo, no producirían la leche en Valladolid) pero seguirían vendiendo la marca en Valladolid como si nada hubiera pasado. Recordar que esto mismo ya ocurrió aquí en Valladolid con Puleva en 2010, y con Lauki en Alcalá de Guadaira (Sevilla) en 2014.

Y este problema también sacude de lleno al sector primario. Primero cierran las fábricas y luego vendrán las ganaderías, al no resultar rentable la producción de la leche. De hecho esta situación quedó de manifiesto con la protesta de agosto de 2015 contra la leche importada de Francia (1). Destacar que en los últimos 2 años, sólo en Castilla y León más de 600 ganaderos han tenido que cerrar sus explotaciones. Y es que en muchos casos, como el de las naranjas Valencianas, sale más barato importarlas de Marruecos que producirlas en Valencia.

Y algo parecido pasó con la SEAT, empresa de coches que era pública y que cuando estaba atravesando una crisis, el gobierno se encargó de reflotarla para vendérsela saneada a la multinacional Audi. De esta manera Audi se hizo con la cuota de mercado de SEAT (los compradores de coches Seat).

En estos últimos 40 años en España se han ido desmantelando la industria y el sector primario (incluso la pesca, donde éramos la segunda potencia pesquera del mundo en 1975) debido principalmente a la cesión de soberanía nacional en política económica a los organismos internacionales (Comunidad Económica Europea) que nos han impuesto unas condiciones desastrosas. España tiene que volver a ser una nación soberana con plena capacidad para decidir sus políticas y establecer aranceles a los productos extranjeros. Ninguna multinacional debería poder imponer sus intereses a los Estados, en este caso a España.

Por último, solo podemos desear suerte a los trabajadores en el proceso de negociación, pero recordamos que aunque esta gravosa situación se resolviera puntualmente, el problema de fondo seguirá estando ahí, y en DEMOCRACIA NACIONAL llevamos advirtiendo muchos años de ello.



Pese a que la izquierda y extrema izquierda suele monopolizar este tipo de reivindicaciones, esta vez también se ha visto a un grupo de patriotas defendiendo los derechos de los trabajadores españoles y denunciando la avaricia de las grandes multinacionales.

¡Ni un paso atrás! #LaukiNOseCierra


(1) http://www.lavanguardia.com/economia/20150821/54435947551/ganaderos-tiran-leche-francesa-como-protesta-y-reclaman-precios-dignos.html




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.